La alimentación para aves domésticas

Alimentación en aves domésticas

Compartir este post

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email

Tabla de Contenidos

Sabemos que el bienestar de una mascota empieza por una buena alimentación, y las aves no podían ser diferentes. Si sigues leyendo te contamos las claves para asegurar que nuestras aves cuentan con una dieta sana y equilibrada.

Cada etapa de la vida del ave tendrá unas necesidades diferentes, ¿vamos a por más información sobre la alimentación para aves?

Alimentación durante la fase de cría

Las pastas especiales para la fase de cría son muy aconsejables por reunir los nutrientes necesarios para el crecimiento de los animales. Algunas especies de aves domésticas requieren el consumo de insectos combinados con frutas y vegetales. Pueden ser insectívoros, aunque esto dependerá del tipo de ave que sea.

En el mercado podemos encontrar una gran variedad de pastas especiales aunque también pueden elaborarse de forma casera. En caso de que sea así, es importante que prestemos atención a su conservación pues evidentemente tienen una menor resistencia al paso del tiempo que la elaboradas industrialmente.

Alimentación en forma de mixturas

Entendemos por mixturas aquellos preparados elaborados a base de semillas y una cantidad muy variada de ingredientes. Es importante que a la hora de comprarlas tengamos en cuenta su capacidad de conservación. Así como los hábitos de consumo de nuestro ave (además de la especie a la que pertenezca y sus necesidades específicas).

Es preferible comprar las mixturas en muy pequeñas cantidades para poderlas ir renovando a medida que se van consumiendo y siempre estén en buen estado. Las semillas para granívoros se colocan dentro de un comedero y se renuevan a medida que se van consumiendo.

Alimentación con vegetales y frutas

Los vegetales son una parte importante de la dieta de cualquier ave doméstica. Debemos tener especial cuidado al servirlos y vigilar la cantidad y el estado de las piezas. Los germinados son una buena opción y las opciones frescas siempre deben ser prioritarias. Si la comida de nuestras aves es recolectada del propio medio es importante que nos aseguremos de que se encuentra en buen estado y de que no está contaminada por agentes contaminantes o pesticidas.

¿Quieres ser el primero en recibir nuestras novedades?
Post relacionados